October 18, 2019

Cómo debería manejar su día a día una persona creativa.

Rutina: una sola palabra que muchos odian pero que también muchos otros anhelan.

Lo cierto es que, como siempre, depende de la interpretación que se le dé.

Si te pones a pensar un segundo, tener control de tu rutina diaria puede ayudarte mucho. Y no tiene por qué caer en la monotonía como habitualmente se cree.

Existen hábitos que se pueden designar como valiosos y muy útiles en tu vida, que al agregarlos a tu rutina pueden cambiar radicalmente tu forma de crear.

Algunos de estos hábitos son los siguientes.

Marca un espacio

Quizás la pregunta más importante que se debería un creativo hacer para reconocer cómo está desempeñando su trabajo y cómo funciona su rutina, si es que la hay actualmente, es:

“¿Dónde y cuándo estoy produciendo?”

Una pregunta simple con un trasfondo profundo.

Debemos llevar una rutina para exprimir el máximo de nuestra creatividad sin sobre-explotarla, a través de manejar los intervalos de trabajo y la intensidad de los mismos, incluir distracciones o descansos y ocupar algunos recesos dedicándolos a otro tipo de actividades que resulten productivas.

Concéntrate Concéntrate perdidamente en una sola tarea, dejando a un lado todas las distracciones que se te presenten y usando toda la energía posible en esa sola tarea. Un hábito que requiere tiempo, esfuerzo y disposición, pero que resultará en un mayor desempeño en las tareas prioritarias al centrar toda la energía en ellas.

Soledad

De la mano con el punto anterior, viene la soledad; siendo esta un escenario ideal para practicar la concentración y aún más para la interiorización y la reflexión al dejar el resto del mundo atrás y permaneciendo sólo con la consciencia propia. Por medio de la interiorización se pueden analizar y así corregir ciertas conductas que lo requieran, que de otra forma jamás se habrían detectado, así como replantear los objetivos y las prioridades si así se requiere.

Renovación

Este punto está especialmente ligado al resto dentro de este artículo, dado que todos los anteriores forman parte de esta renovación de tu forma de trabajo, ya que así como se invierte energía, necesitas renovarla y renovarte. Pues si invirtiéramos toda nuestra energía en una tarea sin tomar descansos, acabaríamos por terminar esa tarea pero probablemente estaría mal hecha.

Por ello debemos tomar pausas en nuestras actividades como vimos en el primer punto.

Dicho esto, espero que estos consejos te sirvan y puedas aplicarlos junto al resto de temas en los artículos actualmente en el Blog y los que están por venir.

You might also like